Escucho el silencio del tiempo que pasa _ escuto agora o silêncio, me quedo con él y en él, entro en las letras y en los números _ atravesso letras e números, embalo e calo _ las callo y los cuento, busco el prodígio de la relación constante _ afloro o prodígio da relação constante, a assombrosa claridade do silêncio, o encontro transparente da verdade _ el asombro cintilante de la vida ____ SOY pi & phi _

28/1/15

















Muero todos los días en las palabras que escribo,
en todas aquellas voces que me nacen de las manos,
en tantas y tantas frases con las que me siento vivo
y mueren ellas conmigo sin saber a dónde vamos.


Muero por la mañana, cuando amanezco sin ecos
y nada me da la vida no siendo la respiración,
y muero en la tarde perdida, cuando no hallo los huecos
donde esconder lo que escribo, donde poner la razón.


Muero porque fin y final están entre mis palabras,
vengan de donde vengan, de dentro o del más allá
y  viven ellas en mí, naciendo con sus abracadabras
y vivo muriendo escribiendo palabras que nadie me da.



2 comentarios:

pi&phi dijo...

demasiada morte e demasiads palavras para quem respira - coisa boa.
(... a razão e os seus rodeos desgastados, que interesse tem...?)

~

o presente é a única fonte fidedigna dos ecos.

Anónimo dijo...

Respiro viviendo y muriendo, inevitablemente entre palabras que escribo, como estas.
La razón me interesa, no más que el presente, pero me interesa.
Los ecos son la reverberación de algo que ya no es presente.

Archivo del blog

DMCA.com